title.site title.site

Domingo, 16 de junio de 2024

Hacienda

Hacienda contratará las obras y realizará los gastos de carácter plurianual de la rehabilitación energética del Pignatelli

El consejo de Gobierno ha delegado hoy en el Departamento de Hacienda y Administración Pública la autorización para poner en marcha las obras de rehabilitación del Pignatelli, enmarcadas en el Programa de Impulso a la Rehabilitación de Edificios Públicos (PIREP) que ha diseñado el Gobierno de España como consecuencia del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia que canaliza fondos Next Generation EU. El programa supone la llegada de 13,4 millones de euros de Europa y contará además con la aportación cofinanciadora del Ejecutivo autonómico por valor de 5,2 millones, que servirán para intervenir además de en el Pignatelli, en otros cinco edificios propiedad de la Comunidad Autónoma de Aragón.

De hecho, la intervención en el Pignatelli, que precisa una inversión de 8,9 millones, se ha remitido al Gobierno de Aragón porque tanto el texto refundido de la Ley de Hacienda como la Ley de Uso Estratégico de la Contratación señalan que será preceptiva la autorización del Gobierno en los contratos cuyo valor supere los 3 millones.

Tras la toma en conocimiento, el Gobierno ha facultado a Hacienda para que sea este departamento el que se encargue de contratar los trabajos necesarios para la redacción del proyecto y la realización de las obras de rehabilitación energética. Además, será Hacienda quien se encargue de autorizar los gastos plurianuales, que se extienden hasta 2026.

Cumplir hitos y plazos

La medida persigue ganar agilidad en estas intervenciones, ya que las subvenciones de Europa están vinculadas al logro de unos objetivos técnicos y al cumplimiento de los plazos de ejecución. En el caso del edificio Pignatelli, el fin de la programación de los trabajos se ha situado en marzo de 2026.

El objetivo del PIREP pasa por realizar una reforma energética y funcional de los edificios objeto de intervención que permita una reducción mínima del consumo de energías primarias no renovables del 30%. Se pretende que las actuaciones tengan un carácter integral y que sean ejemplarizantes desde el punto de vista de la calidad arquitectónica, mejorando la habitabilidad, la resolución de los problemas de accesibilidad o incluso la mejora de la distribución interior de manera que se adapte mejor a las condiciones de trabajo.

En concreto, en el edificio Pignatelli se trabajará en colocar placas fotovoltaicas, cambiar luminarias por Led y colocar elementos de regulación. También se prevé el cambio de bombas de calor en dos sectores, aprovechamiento de la energía residual de las bombas de calor, y aprovechamiento energético residual del frío que producen en invierno para refrigerar el Centro de Proceso de Datos. Asimismo, se renovarán ascensores, el sistema de gestión de la climatización y los aislamientos. La intervención plantea también un proyecto de ahorro de agua de riego del jardín, y mejoras interiores sustituyendo los falsos techos desmontables.

Junto al Pignatelli, se beneficiarán también del PIREP las Oficinas Delegadas de Alcañiz y Jaca, el edificio situado en la calle Ricardo del Arco, 1 en Huesca, el edificio en la calle San Vicente Paúl, 1, de Teruel, y la Oficina Delegada del Gobierno de Aragón en Calamocha.