title.site title.site

Domingo, 23 de junio de 2024

Investigación y Ciencia

El CITA y el Ayuntamiento de Teruel colaborarán para mejorar la eficiencia en el uso del agua en zonas verdes urbanas a través de herramientas digitales

Se actuará en el Parque de Los Fueros-Ricardo Eced y en el Polígono Sur como zonas piloto para evaluar la calidad y eficiencia del riego y definir estrategias que permitan la reutilización del agua de riego

La alcaldesa de Teruel, Emma Buj, junto a los concejales Juan Carlos Cruzado y Jesús Artigot, y las dos técnicos de investigación que trabajan en el proyecto, Blanca Abril y María Martín, han visitado este jueves la zona del Polígono Sur.
La alcaldesa de Teruel, Emma Buj, junto a los concejales Juan Carlos Cruzado y Jesús Artigot, y las dos técnicos de investigación que trabajan en el proyecto, Blanca Abril y María Martín, han visitado este jueves la zona del Polígono Sur.

El Centro de Investigación y Tecnología Agroalimentaria de Aragón (CITA) va a colaborar con el Ayuntamiento de Teruel para la mejora de la eficiencia en el uso del agua en entornos verdes urbanos a través de herramientas digitales. Con ese objetivo, el centro llevará a cabo una investigación sobre la metodología de riego en algunas zonas verdes y realizará un diagnóstico con el fin de analizar su eficacia y eficiencia, además de definir estrategias para la reutilización del agua de riego o reservorios locales y diseñar un entorno digital de almacenamiento y manejo de la información que se genere.

El CITA está desarrollando este proyecto, denominado DigiWaGu bajo la coordinación de la investigadora Raquel Salvador Esteban, con el fin de proporcionar herramientas digitales para la mejora de la eficiencia en el uso del agua en las áreas verdes urbanas a partir del diagnóstico de la calidad del riego y el estado general de la vegetación en esas zonas. La duración prevista del programa es de dos años.

Se prevé el establecimiento de dos áreas verdes piloto para la evaluación de la calidad y eficiencia del riego, que son el Parque de Los Fueros-Ricardo Eced y el parque del Polígono Sur. Allí se colocarán sensores para la detección del estrés de las comunidades vegetales y se usarán como piloto para la implantación del software de apoyo a la gestión del riego en zonas verdes.

En virtud del convenio de colaboración, que aprobará este viernes el pleno municipal, el Ayuntamiento se compromete a supervisar el material instalado, localizar y seleccionar los objetos de estudio dentro del proyecto y colaborar en la instalación de los sensores necesarios. Además, facilitará la información de la que disponga en relación a las características de las zonas verdes seleccionadas y sus sistemas de riego y abastecimiento de agua.

Por su parte, el CITA se compromete a poner a disposición del Ayuntamiento de Teruel toda la información generada en el proyecto, y se dejará en la zona de estudio una estación meteorológica con el objeto de continuar recabando datos de cara a nuevas actividades de investigación.

Software de simulación de riego, sensorización de zonas verdes y reutilización del agua de riego

Entre las actuaciones previstas se encuentra la determinación de la uniformidad del riego en zonas verdes urbanas a través del software de simulación de riego por aspersión, tarea que se llevará a cabo en el Parque de Los Fueros-Ricardo Eced puesto que ya dispone de este tipo de riego.

El CITA realizará un informe sobre las posibles mejoras a aplicar en la zona de estudio para aumentar la calidad del riego con el mínimo coste posible que será proporcionado al Ayuntamiento para su conocimiento y que pueda, si lo considera oportuno, realizar las mejoras propuestas.

Otra de las actuaciones se refiere a la sensorización de las zonas verdes, que se realizará en el parque del Polígono Sur y en otras localizaciones que se consideren interesantes para la comparación de los datos recabados. El CITA realizará un estudio previo para seleccionar los sensores más adecuados con el fin de conocer el estado hídrico y general tanto de especies leñosas como en zonas de césped.

Por último, en lo que se refiere a cuantificar y definir posibles estrategias para la reutilización del agua de riego o reservorios locales, se definirán conjuntamente con el Ayuntamiento las tareas a desarrollar para la evaluación de los posibles usos del agua de escorrentía de la zona de las laderas, así como un pequeño estudio sobre la erosión del suelo producida por la lluvia en esta zona.